Una entrevista con Sharon J. Harris sobre ‘Enos, Jarom, Omni, una breve introducción teológica’

11.13.2019 | The Maxwell Institute

BLAIR HODGES: Es el podcast del Instituto Maxwell. Soy Blair Hodges

Grabé este episodio hace algunas semanas, antes de que el coronavirus se había apoderado de los Estados Unidos. Que diferencia pueden hacer unas semanas. Estoy grabando la introducción a este episodio en el sótano de mi casa aquí en la ciudad de Salt Lake. De hecho, me estoy sentado en un armario de lino intentando encontrar un pequeño lugar silencioso. Espero que todo el mundo que está escuchando este bien, quedándose en casa con salud y seguridad.

En este episodio, continuamos nuestra serie de breves introducciones teológicas al Libro de Mormón del Instituto Maxwell. Doce volúmenes. Doce eruditos. Exploraciones nuevas e inspiradores de cada libro en el Libro de Mormón. Aprendan más sobre la serie en mi.byu.edu/breve. Hay una lista de preguntas más frecuentes allí. Y la disponibilidad de libros es aún menos cierto con todo lo que está pasando, pero les mantendremos informados en las redes sociales. Sígannos en Twitter, Instagram, y Facebook.

Pues amigos, ya hemos hablado de Primer y Segundo Nefi y también Jacob. Enos es el siguiente—un libro muy corto seguido por dos libros más cortos, Jarom y Omni. Dr. Sharon J. Harris escribió el volumen de estos tres libros todos en uno—Enos, Jarom, y Omni. Ella les llama sentimentalmente los “libritos pequeñitos”. Enos es bien amado. ¿Qué hay de los otros dos libros? Sharon Harris es profesora asistente de inglés en la Universidad Brigham Young. Estudia la literatura moderna, y encontró algunas cosas notables en Jarom y Omni, también. Ella dice que son partes subestimados del Libro de Mormón.

Se pueden enviar preguntas y comentarios a mi, a mipodcast@byu.edu. Si están interesados en aprender más acerca de la nueva serie, revisa mi.byu.edu/breve.

* * *

Sharon J. Harris

HODGES: Es un día brillante aquí en la Universidad Brigham Young. Estoy acompañado por una persona brillante. Sharon J. Harris. Bienvenida al podcast del Instituto Maxwell.

SHARON J. HARRIS: Gracias por invitarme.

Encargándose de los libros más pequeños del Libro De Mormón

HODGES: Por cierto. Estamos emocionados de hablar de tu nuevo libro. Es parte de la serie de breves introducciones teológicas al Libro de Mormón del Instituto Maxwell. ¿te pidieron o tú pediste hacer los libros Enos, Jarom, y Omni? Una trifecta. El único libro en la serie que tiene tres libros en uno.

HARRIS: Triple tratamiento. Trabajamos en eso. Había algunos autores diferentes y libros para organizar quién haría que. Al final, estuve encantada de recibir estos tres, porque es la sección textual más corta del Libro de Mormón entero. Entonces, me dio la oportunidad de hacer una investigación profunda.

HODGES: Cuando pregunto a la gente que esperan de la serie, de hecho, he escuchado varias personas mencionar al libro de Enos como libro sobresaliente. Es corto. Es memorable. Es desgarrador. Tiene una figura muy fuerte—la persona de Enos. Pero, quizás sorprendentemente, [se ríe] no he escuchado a nadie mencionar a Jarom o Omni, y tienes el deber de cubrir los dos. ¿Cómo fue?

HARRIS: De verdad, Estaba emocionada y resultó que, Jarom era un ganador sorpresa para mi en este proyecto entero, no sabía que encontraría, y terminé encantando a Jarom. Entonces, es genial.

Y Omni obviamente tiene muchas cosas buenas para ofrecer también. Pero una de las cosas que ha sido realmente magnífica es ver los tres libros trabajar juntos. No siento que son tres historias separadas, pero realmente tienen un arco general.

HODGES: En cuanto a la narración general del Libro de Mormón, apenas terminamos con las planchas pequeñas de Nefi, en las cuales se cuenta esta historia narrativa de una familia haciendo un viaje e intentando llegar a ser una gente y que tienen divisiones. Ahora, ¿si tuvieras que dar una descripción breve de treinta segundos de la historia que cubre tu parte del Libro de Mormón, cómo lo describirías?

HARRIS: Pues sabemos mucho sobre Nefi y Laman y la historia inicial que se cuenta en Primero y Segundo Nefi, y después quizás aún en Jacob. Pero estos cubren cienes de años en solamente unos libros cortos. Les llamo los “libros pequeñitos” [risa]

Entonces es realmente una vista amplia de una gran variedad de maneras en que la familia se separa. Tenemos naciones en guerra contra naciones y se establecen su identidad. Se unen con los mulekitas. Hay facciones y divisiones. No tenemos muchos detalles por mucho tiempo y se puede ver que configuran las divisiones políticas que sabemos bien del medio del Libro de Mormón con Mosíah y Alma.

El Final del Libro de Mormón

HODGES: Tienes un desafío para los lectores en tu introducción que me sorprendió. Propusiste que estos libritos pequeñitos se pudieran leer como si fueran el final del Libro de Mormón, en vez de pensar en ellos como si ocurrieran al principio.

HARRIS: Cuando tuvimos el desafío del presidente Nelson de leer El Libro de Mormón, me parece que fue en el 2018, decidí leer en lo que estoy llamando el orden de Mormón—a veces los eruditos lo llaman el orden del dictado. Esto es el orden que creemos que José Smith lo hubiera traducido, y que él hubiera dictado esta traducción. Entonces, en este orden tenemos lo que ahora conocemos como las ciento dieciséis páginas perdidas que se perdieron con Martin Harris.

HODGES: Entonces estas supuestamente hubieran sido el libro de Lehi o algo así.

HARRIS: Cierto, algo así. Entonces empezamos con eso, vamos por Mosíah, después Alma—el ritmo de la lectura mejora en Mosíah—va por todo el Libro de Mormón en el orden que tenemos. Y entonces las planchas pequeñas que Nefi hizo se agregaron al fin de eso, por lo que sabemos. Entonces volveríamos a dar la vuelta y empezar con Primer Nefi y terminar con Omni, entonces Palabras de Mormón fue un apéndice al final.

Entonces lo leí en ese orden en 2018 y me llamó la atención de cómo se cambia el sentido a la historia. Da prioridad a diferentes cosas y realmente se regresa al principio con muchas profecías sobre que sería El Libro de Mormón. Se ve en el registro de Nefi, y después obviamente en Enos y el Libro de Omni parece esperarlo también.

HODGES: La gente debe saber que eres profesora de inglés. ¿Esto afectó este análisis? Parece que si se tomase cualquier libro de literatura y reorganizarlo en el orden en que las cosas ocurrieron, se podría encontrar muchos libros interesantes.

HARRIS: De hecho, aún he usado esta idea cuando enseño algunas de mis clases de teoría para el departamento de inglés. Si se cambia la estructura de algo, se enfoca en cosas diferentes, y esto es parte de lo que veo con estos libritos pequeñitos. Si pensamos sobre estos como el final del Libro de Mormón, lo que viene al enfoque, en vez de pensarlo como el momento en que Moroni entierra las planchas, o aún el punto culminante de la visita de Cristo a las Américas. Lo cambia.

HODGES: Y cuando Mormón agrega estas planchas pequeñas al registro, están muy atrás en el tiempo de dónde está él. Y ahora él es testigo de guerra y destrucción. ¿Crees que esto afectó su percepción de las planchas pequeñas?

HARRIS: Sí, lo creo. Creo que él vio—entre otras cosas, creo que puso de relieve, cuan milagroso fue que aún recibió las planchas. Especialmente estas planchas pequeñas—que ellas lograron sobrevivir durante toda esta guerra y confusión.

Porque cuando se llega al Libro de Omni y tiene autores de diversos grados de compromiso al proceso de preservar las planchas y el hecho de que sobrevivieron por cientos de años y se mantuvieron intacto que preservaron este convenio—esto es una de las cosas en que me enfoco—este convenio de que haría El Libro de Mormón y como va a reunir a la familia. Creo que esto significaba mucho para Mormón. Y lo veía como manera de aclarar el punto de este proyecto entero en lo cual él había estado captado, con resumir y compilar.

El tema de convenio

HODGES: Mientras leo los primeros tres libros en esta serie—Primer Nefi por Joe Spencer, 2 Nefi por Terryl Givens, y Jacob por Deidre Green, y seguido por tu libro—Noté que la idea del convenio fue bastante central a mucho de lo que reconocieron los autores anteriores en esta serie. ¿Leíste estos textos antes de escribir lo tuyo?

HARRIS: No los leí antes, pero mientras que estaba terminando el proceso de editar y revisar mi propio manuscrito, fui por el y leí estos manuscritos y vi la misma cosa. Y no creo que fue por accidente, creo que todos estamos notando que es un tema muy prominente de las planchas pequeñas.

HODGES: ¿Notaste alguna diferencia en cuanto a la operación del convenio? Y la razón por la que lo pregunto es porque mi suposición por defecto es que El Libro de Mormón es un libro entero que habla mayormente una voz y tiene una perspectiva. Pero cuando empiezas a indagar, empiezas a ver diferentes voces que quizás tendrían diferentes prioridades y diferentes preocupaciones y diferentes causas y diferentes esperanzas. No necesariamente en conflicto unos a otros, pero que traen diferentes perspectivas. ¿Notaste esto con el convenio cuando buscaste de los libros anteriores y después de tus libros?

HARRIS: Definitivamente. Realmente es un proceso multi-vocal. Y creo que es intencional. Pues, no intencional, pero por supuesto representativo de cómo funciona el convenio. No es para una voz y tamaño único. Tiene que ver con reunir todas estas experiencias y personas diferentes juntos en un convenio y una familia.

Entonces, Nefi tiene una visión muy clara de esto. Ve lo que va a pasar a su posteridad. Ve que van a ser destruidos por la posteridad de su hermano Laman, y claro lo incluye Laman y Lemuel. Pero sin importar como quieras decirlo, la posteridad de Nefi va a ser vencida. Y parece recibirlo con dificultad. Aún hablo de eso en el capítulo de Jarom, de cómo lo ve en Primer Nefi capítulo quince y tiene un tiempo muy difícil en procesarlo. Entonces, parece afectar las interacciones con sus hermanos. Parece afectar la manera en la que entiende el futuro y en qué consiste su proyecto en hacer estas planchas y en escribir estas profecías.

Jacob, por otro lado, parece que él sintió la responsabilidad de llamar a su pueblo al arrepentimiento y hacer lo mejor que puede con el registro. Deidre Green hizo un buen trabajo explicando como él aprovecha el convenio y piensa en ello tanto en términos de relaciones.

Y después Enos parece hacer uso de los dos Nefi y Jacob y tiene que luchar con los sentimientos duros que se han desarrollado por el tiempo hacía los lamanitas, y también este mandato de la posteridad de los lamanitas son los que van a salvar a él y a su pueblo.

HODGES: Para ese tiempo, esto tendría que haber parecido absurdo—

HARRIS: Cierto. Creo que se encuentra el mismo—

HODGES: En parte por los propios prejuicios de los nefitas, ¿verdad? De esperar mal de los lamanitas y representarlos de esa manera.

HARRIS: Cierto. Estas son las últimas personas que se esperaría poder hacer algo espiritualmente bueno e inspirador, o aún fiable. Y entonces Jarom, él tiene una perspectiva diferente creo. Él ve el convenio e incluye en este convenio “si no estás recto, los nefitas serían desterrados de la tierra.” Y entonces, parece realmente ansioso de animar la rectitud, de otra manera no está seguro de que el pueblo sobrevivirá.

Sí, se recibe muchas perspectivas diferentes del convenio

HODGES: ¿Como funciona para Omni?

HARRIS: Omni es dónde se va por cinco generaciones y siete autores muy rápidamente. Bueno, creo que son cinco generaciones para el libro entero. Pero es un número de autores muy rápido y parece que están intentando reagrupar a los nefitas y recaudar fuerzas reunirse con los Mulekitas, el pueblo de Zarahemla. Su relación con los lamanitas en este punto es una conclusión decidida a que son enemigos. Y no parece ser en el frente de las mentes de los autores en Omni. Pero se resucita con Amaleki, el último autor.

HODGES: Y el hecho es, porque pasaban este registro, contiene la información sobre este convenio, verdad?

HARRIS: Cierto. Y no es claro para mí necesariamente cuántos de ellos habían leído todas las profecías que les han precedido, pero parece resucitar con Amaleki y después en enviar las planchas a Benjamin.

El libro de Chemish

HODGES: No puedo resistir preguntar, estás de acuerdo con el hecho de Chemish—siento que él y los otros fueron engañados. Que necesitaron sus propios—¿Por que no tenemos un libro de Chemish con su único versículo? [se ríe]

HARRIS: Cierto. Pues, sí, ¡esto sería divertido! Entonces podría hacer muchos libritos pequeñitos y sería difícil poner todos los nombres en el cubierto del libro. ¿Sí, deberían tener sus propios libros? ¡Está bien conmigo, sí!

El libro de Enos

HODGES: ¿Sí? Ok, bien. Es lo que creo también. [se ríe] Creo que hubiera sido genial. Aunque, en la canción del Libro de Mormón, “Primero y segundo Nefi…” Tendría que agregar un verso extra si hicieran esto, entonces sería una inconveniencia posible.

Estamos hablando con Sharon Harris. Ella es profesora asistente de inglés aquí en la Universidad Brigham Young y estudia literatura moderna. Pero también ha publicado sobre teología y El Libro de Mormón y algunas investigaciones sobre la historia de barrios de adultos solteros de Los Santos de los Últimos Días. Y me acompaña aquí en la Universidad Brigham Young. Nos reunimos en el JFSB hoy en mi estudio fuera del Instituto Maxwell. Es un cuarto aquí en el departamento de inglés, entonces quiero mandarles un saludito para agradecerles por proveer un pequeño espacio para nosotros mientras que el nuevo edificio del Instituto Maxwell está bajo construcción. Y estamos hablando del libro Enos, Jarom, Omni: una breve introducción teológica.

Okay, profundicémonos en Enos. ¿Cuánto tiempo crees que has pasado con él recientemente?

HARRIS: Pues, mucho más que nunca, dalo por seguro. Ese capítulo, para ser sincera, al final fue lo más difícil de organizar. En gran parte porque es un libro amado. Nos encanta la historia de Enos e identificamos con ello. La idea de luchar con nuestras propias preguntas y presentarlas a Dios y recibir una respuesta personalizada que nos toca y nos da la resolución de hacer más. Y Enos continúa su oración y la expande e incluye más personas. Entonces, es una historia maravillosa, pero para resolver como poner todo junto y hacerla justicia y—

HODGES: En un solo capítulo. Lo hiciste en un solo capítulo en tu libro.

HARRIS: Cierto. Lo hago en un solo capítulo. Era lo más largo, y tendría que revisarlo, pero, aun en el orden donde vamos a hablar. Sí y fue gratificante, quizás, creo que podemos decirlo así. Voy a hacer más sobre Enos este verano. Tenemos el seminario de teología con el Instituto Maxwell y espero estudiarlo aún más, aún con las docenas horas al mínimo—ha sido al menos una docena de horas—trabajando en ello. Hay mucho más para encontrar.

¿Quien fue Enos?

HODGES: Entonces, mientras trabajabas, ¿sentiste alguna afinidad con los autores del Libro de Mormón? ¿Hay veces donde un autor del Libro de Mormón hace pausa y habla sobre la dificultad de expresar cosas que fueron muy difíciles de expresar para ellos y me pregunto si usted sintió alguna afinidad consciente.

HARRIS: Sí. Y honestamente, no quiero adelantar aquí, pero sentía mucha afinidad con Enos por sus propias luchas. Creo que algunos de sus desafíos y debilidades sobresalen y siento empatía de eso. Pero también encontré mucha admiración por Jarom, entonces también podemos hablar de eso más tarde, creo.

HODGES: Sí. entonces, respeto a Enos, ¿cómo lo describirías como persona? ¿Qué nos dice este texto corto sobre él como una persona actual?

HARRIS: ¡Creo que él era muy divertido! Creo que era carismático; parece empezar automáticamente a hablar contigo. Lo he dicho antes, pero Enos es alguien con quien podrías compartir una soda. Me explico, puedes sentarte para charlar y él dice, “Déjame contarte mi historia.” Es buen escritor. Lo hace interesante; es sincero por todo, te cuenta sobre sus propios desafíos. Pero creo que Enos también tenía algunos prejuicios que fueron difíciles de superar.

HODGES: ¿Cómo que cosas?

HARRIS: Pues, lo que me llamó la atención tanto fue que los primeros dieciocho versículos del libro de Enos hablen sobre su oración. Y claro, es lo que todos sabemos y recordamos. Para cuando se llega al versículo 20, y apenas ha orado por los lamanitas—Quiero decir, apenas ha despojado su alma entera para que ellos puedan ser salvados, que su registro será preservado, que llegará a los descendientes de los lamanitas y que ellos volverán al convenio.

Ha entregado todo su cariño y esfuerzo en esta oración, en esta lucha y después de dos versículos más adelante, se desahoga sobre cuán malos son los lamanitas, y es como un golpe al estómago. Pues, ¿como vas de preocuparte profundamente y asegurar un convenio por este pueblo y después casi en el mismo respiro, hablar de como tienen una naturaleza inicua y como son depravados y feroces? No tiene nada bueno que decir sobre ellos. Y viene de un lugar emocional, personal y confuso. Y parece existir algunos prejuicios y no sabe exactamente qué hacer con ellos.

HODGES: Y es posible que ellos son aún arraigados en cosas que han visto. Por ejemplo, por todo lo que sabemos, los lamanitas cometían actos de violencia. En este punto de tiempo en la historia, no porque son lamanitas, sino que las cosas simplemente pasaban así. Veremos el cambio de los nefitas cuando tienen sus propios desafíos. No es una cosa u otra. Pero casi, en una pequeña escala, me acuerda del amor profundo que tengo por mis hijos, pero también hay momentos donde me vuelven loco. Y no quiero decir que Enos debería ser tan paternal sobre los lamanitas o algo así, pero me pregunto si esta frustración es relacionada de alguna manera con este sentido de posibilidad perdida u oportunidad despilfarrada, o no lo sé.

HARRIS: Sí, creo que eso toca algunos puntos muy buenos. Las oportunidades perdidas y potencial despilfarrada de los lamanitas, creo que sí se siente eso profundamente. Nefi por cierto lo siente.

HODGES: Y puede convertirse al resentimiento

HARRIS: Claro que sí, cierto.  Pues, Nefi siempre lamenta que sus hermanos no preguntaron al Señor por sí mismos, o “¿Por que no solamente lo resuelves?”

HODGES: Y creo que la pregunta es, ¿este tipo de resentimiento puede ser de Dios o no? Y creo que probablemente conoceríamos a lectores diferentes—diferentes miembros de la iglesia—quienes dirían, “Oh, todo lo que Enos dice allí de hecho está bien. Solamente describe la realidad como es.” Y tendría otros lectores quienes sentirían así, “Guau. No se si sea muy ayudante ser tan acusatorio y enojado.” ¿Cómo reconcilias a estas dos perspectivas? Porque creo que nosotros tendríamos a lectores que tendrían las dos sensibilidades.

HARRIS: Sí. Enos crea un desafío verdadero al discipulado porque, como usted dice, ve a este pueblo que, hace dos generaciones, son verdaderamente sus familiares. Ahora, son generaciones largas y hablo un poco de eso también. Son su familia y está frustrado que no parezcan hacer lo que deberían hacer o que hagan la vida tan difícil.

A la misma vez, como usted dijo, han visto guerras y contenciones. Hay mucha violencia. Esto realmente es ser pedido amar a sus enemigos. Y es un desafío al discipulado que Enos deletrea. Los lamanitas en este punto se han vuelto más y más establecidos como enemigos a los nefitas. ¿Cómo amas a personas que han hecho su vida tan difícil y que han sido violentos o han insultado a todo lo que crees que es sagrado o quienes parecen romper la fábrica de su sociedad? Este tipo de cosa. Creo que parte de su lucha es llegar a un acuerdo con el hecho que estas son las personas por las cuales el convenio será cumplido. Y si quiere luchar por las almas de los nefitas, esto inevitablemente significa luchar por las almas de los lamanitas también.

Enos y los salmos

HODGES: Me recuerda de lo que dijo Pablo, “Que ellos sin nosotros no pueden ser perfectos, ni tampoco podemos nosotros ser perfectos sin nuestros muertos.” Que Sion es crear una situación donde no es de separar el trigo de la cizaña ahora en este momento. Es intentar hacer la mejor cosecha posible con todo lo que está creciendo.

Fue muy atraído por cómo prestas mucha atención del lenguaje de Enos en su oración—las palabras verdaderas que usa y cómo las usa. Y encuentras algunos paralelismos en los salmos, cosas que nunca he notado antes, y creo que sorprenderán a muchos lectores. Entonces hablemos de algunas de estas frases. Por ejemplo, cuando dice que oró “todo el día” encuentras paralelismos en salmos.

HARRIS: Sí, parece ser—Pues, no sé, pero parece muy probable que la tradición de salmos sería algo muy familiar para Enos y su familia. “Todo el día” es algo que se puede ver en varios salmos distintos. Y entonces creo que tiene este modelo por este estilo de oración y de despojarse. Y hay salmos de lamento y salmos de regocijo y hay salmos de llamar a Dios para cumplir con sus promesas y sabiduría. Y creo que en la lucha de Enos él de verdad parece juntar muchos de estos hilos que encontramos en salmos.

HODGES: Entonces ve a su práctica—su oración nos informa de su entendimiento por las escrituras, su entendimiento de la adoración. Las cuales serían cosas que aprendían en la comunidad—en su familia y básicamente entre los nefitas. Que no fue una oración al azar, fuera en un bosque. ¿Pero estaba involucrándose en alguna forma de práctica de adoración sostenido?

HARRIS: Verdad, estas son verdaderas prácticas de adoración.

Otra línea que suele aparecer en otras escrituras es “el gozo de los santos” y parece tener muchas resonancias al templo. Creo que utiliza prácticas de adoración ritual. Y también creo que mucho del lenguaje en la oración sugiere que la lucha de Enos no es cosa de una vez y ya. El dice que ora “todo el día y toda la noche” Y no creo que aseguró el convenio—que sus pecados fueron perdonados, que los Nefitas serían salvados con tal de que guardaran los mandamientos, y que los lamanitas serían salvados y el registro sería preservado, obtenga todas estas respuestas—pero no creo que fuera en un día y una noche. Creo que fue una lucha muy larga.

Él habla de sus “muchas luchas”, habla de despojar a toda su alma, y da el marco de tiempo al principio, quizás fue su propia oración por sí mismo. Pero parece que en cuanto a que encuentra el perdón por sus propios pecados, esto abre a vistas de posibilidad y cosas en que él puede pensar en buscar el bienestar de otros por mucho tiempo.

HODGES: Creo que esto toca con la productividad de poner escritura en conversación con otra escritura. Muchas veces es fácil leer—para mí ha sido fácil leer por encontrar un pasaje de escritora aislada que dice algo en particular que necesito escuchar o que necesitaba que alguien más lo escuchara, estos puntos. Puedo aislar cualquier voz particular en la oración de Enos, por ejemplo, y tomarla, a lo que yo diría de su valor nominal, como está solo. Pero lo que sugieres que haga el lector—y creo que lo que haría sería una dedicación teológica con el texto—es poner las escrituras en conversación unos con otros.

Y cuando involucras a salmos, no es solamente que muestras a Enos situado en un patrón de oración antigua que creo que es fascinante. Sino que, con Salmos, en prestar mucha atención a ellos, empezamos a ver algunas voces en las escrituras que quizás no esperaríamos. Empiezas a ver a alguien quejándose. Empiezas a ver a alguien enojado, aun con Dios. Empiezas a ver a alguien expresando dudas o temores. Empiezas a ver a alguien expresando gozo y jubilación, y un entusiasmo desenfrenado. Y empiezas a ver como si no los aislaras, si los tomas como una obra entera, estos textos se han vuelto mucho más complicados, pero quizás así más representativo en la vida religiosa de las personas. ¿Has sentido esto?

HARRIS: Sí, por supuesto. Creo que es parte del atractivo de Enos, que parece como una persona completa. Hay el regocijo, hay la lucha, hay la confrontación de sus sentimientos de otras personas que no siempre son caritativas. Hay su deseo por su familia y sus parientes. Hay el deseo por personas que quizás no conoce tan bien, como los lamanitas. Todos estos son sentimientos multifacéticos que nosotros tenemos. El número de voces que incluye, cuando empieza citar de otras escrituras, incluyendo, creo—Se presenta así, “Yo, Enos.” Se presenta a sí mismo en la manera que hace Nefi. Pero también dice que “He estado instruido en el idioma de mi padre” y refiere a lo que su padre enseñó y provoca mucha su oración. Creo que nos invita a ver esto como una experiencia que utiliza muchos distintos sentimientos e individuos y perspectivas.

HODGES: Entonces escribe en un género, escribe como si fueran las escrituras. Señala que “esto es el modo y el registro en que quiero que leas este texto.” No es como un diario privado. Señala al lector de prestar atención de esta manera.

HARRIS: Creo que también un ejemplo es cuando luchamos ante Dios—por ejemplo, la lucha alude a Jacob y su lucha con el ángel en Génesis. Tiene muchas facetas de herencia espiritual aquí. Creo que Enos sugiere que cuando hacemos esto, estemos en una comunidad de personas que han buscando a Dios de esta manera.

HODGES: Es tan interesante como la lucha de Jacob ocurre también en un bosque, al borde de algo. La lucha de Enos ocurre al borde de su propia dignidad, y al borde de la relación de su pueblo con otros pueblos. Hay muchas de estas escrituras establecidas, entonces cuando un lector empieza a indagar, creo que inspira a los lectores a notar sus propios paralelismos. Y notar sus propias cosas.

Como otros libros en la serie de breves introducciones teológicas, tu libro es una invitación de no decir a personas, “Así es como leer este texto” pero proveer sugerencias y motivación para ayudar a lectores a llegar a ser mejores lectores por sí mismos, lo cual parece ser lo que se espera de una profesora de inglés.

HARRIS: Es una de mis cosas favoritas

Enos y el convenio

HODGES: Tengo una cita aquí del texto sobre la cual me gustaría escuchar tus pensamientos. Es de tu libro, dice, “La oración de Enos caracteriza un patrón del Libro de Mormón como obra entera” —Entonces su oración representa o es similar a que El Libro de Mormón, como obra entera, hace. Dices, atrae al individuo, toca a millones de corazones en privado, de manera muy personalizada. Pero a la misma vez su propósito final es juntar a personas y naciones.”

¿Cómo se demuestra esto una oración?

HARRIS: Digo que esto es también una introducción. No creo que recibamos una composición más clara del propósito y convenio del Libro de Mormón que en el libro de Enos. Porque él explica que en su lucha—por su propia alma, y después por los nefitas y lamanitas—Dios dice que si los nefitas serían destruidos—lo cual ya ha  sido profesado a Nefi—entonces Dios preservará al registro de los nefitas para llegar a la luz en un tiempo futuro a los lamanitas. Y será una manera para sanar a esta familia. La ruptura que empezó, que ha llegado a ser la crisis nacional que miramos por la mayoría del Libro de Mormón entre los nefitas y lamanitas, se redime para llegar a los sobrevivientes. Desde la perspectiva del Libro de Mormón, los lamanitas son el enemigo. Entonces podemos llevar este registro a los sobrevivientes del lado opuesto y ellos se acercan a Dios y entran en el convenio por medio de este registro y habrá esta reconciliación.

Creo que la redención por las familias funciona adelante y atrás a través del tiempo, y esto es lo que Enos asegura en su oración, y es lo que El Libro de Mormón está destinado hacer.

HODGES: Veo “convenio” —en lo que está escrito en esta serie hasta este punto, basado en lo que dice El Libro de Mormón—Veo convenio como una experiencia de conversión por el cual un individuo puede padecer. Y lo que me sugiere es que salvación en Cristo pasa a un nivel individual, porque somos individuos, pero por último no es separable de comunidades.

HARRIS: Cierto, creo que corremos el riesgo—y creo que es típico de la cristiandad en general—que queremos pensar en la salvación como asunto individual.

HODGES: Como, “Soy pecador, quiero ser perdonado, mejorarme y ser salvado por Cristo individualmente.”

HARRIS: Cierto, es una relación personal y es entre el Señor y yo. Y es donde nos enfocamos en este gozo, y eso es la verdad.

HODGES: Y Enos entiende un poco de eso.

HARRIS: Sí, pero solamente es el comienzo. Quiero decir, ni es la mitad de la oración de Enos. Y entonces cuando tenemos esta conversación personal, la llamada viene después de expandirlo. Y esto es sobre lo que es el convenio del Libro de Mormón. ¿Es sobre “cómo vamos a salvar a todos los hijos de Dios? ¿Tú mismo? No es suficiente—hay una responsabilidad. Si realmente te vas a convertir a Jesús y ser discípulo y realmente te importan las mismas cosas que a Él le importa, a Él le importa salvar a todos.

Despojarse o kenosis

HODGES: Hay un término teológico que introduces en el libro que probablemente será nuevo para muchos lectores aquí, el término es kenosis. Es un término teológico que muestras en una “introducción teológica” al Libro de Mormón. Habla de ese término y porque lo presentas en una conversación sobre Enos, y si pensaste en no hacerlo, porque es una palabra desconocida.

HARRIS: Sí, de hecho, me ha llamado la atención en mi propio estudio y pensamiento teológico sobre kenosis por un tiempo, y de hecho fue una de las razones por lo cual fui feliz de hacer este volumen, porque, lo veo por todo Enos.

Entonces la palabra misma de kenosis, es la palabra griega, y no aparece en La Biblia, en el Nuevo Testamento. Viene de la palabra ekénōsen que viene de Filipenses capítulo 2, donde se habla de Cristo despojándose de sí mismo. Entonces ekénōsen se puede traducir como “auto-despojarse.” Pero la cosa que no esperamos de despojarnos es que, de manera contra intuitiva, parece llevar poder.

No esperábamos que ganáramos poder por despojarnos de nosotros mismos. Dice en Filipenses que Cristo tomó “forma de siervo”, dependiendo de la traducción. Pero se ve esta redacción exacta en Enos, que se despoja de sí mismo. Y su alma es hecha entera cuando lo derrama en deseo y servicio y preocupación por otros, en oración por otros. Hay algo muy de Dios que es muy difícil de entender para nosotros. Si me sacrificaré y me despojaré, despojar lo que es mi propia agenda o lo que son mis propios problemas y preocupaciones, puede haber poder, poder para salvar, que viene para otros.

HODGES: Una de las cosas que he aprendido de Deidre Green es la idea de esta manera de sacrificio de auto despojarse puede ser de Dios. También puede haber problemas. Ella no propone que todos se deshacen de sí mismos o se disminuyan. Hablemos de esta advertencia un poco.

HARRIS: Sí, es algo complicado y es el tipo de cosa que espero que la gente lea todo el argumento en el libro, porque si lo lees demasiado rápido—

HODGES: Es un libro bastante corto—[se ríe]

HARRIS: ¡Es un libro corto, tu puedes terminarlo! Pero si vas por ello demasiado rápido, se puede malinterpretar o aun dañar. No se trata de ser un tapete, no tiene que ver con tomar comportamientos malos de otros una y otra vez porque no vales algo mejor. Auto-despojarse, creo que es muy importante—en Enos, es hecho completo. Es de una posición de la integridad que puede dar y ofrecer a otros. No creo que siempre podamos esperar preocuparnos y sacrificarnos por otros. Y no sé si sea lo que significa. Pero la kenosis no tiene que ver con ignorarse a uno mismo. Tiene que ver con transferir la integridad y el amor que se siente de Dios a una preocupación para otros.

HODGES: Encuentras un poco de simbolismo femenino aquí también que realmente me llamó la atención cuando hablas de kenosis en el contexto de Enos y también en el contexto de dar a luz.

HARRIS: Si el hijo y madre van a sobrevivir, el bebe tiene que ser completamente entregado, tiene que ver un auto despojo completo —no puede ser parcial. Y eso, creo, es el ejemplo que demuestra Cristo, de qué habla Pablo, y creo que es con que Enos lucha aquí. No es solamente suficiente por sí mismo, no es solamente suficiente para los nefitas. Tiene que aprender que encuentra que las primeras personas que están luchando son los para que necesite despojarse de sus propias opiniones y después preocuparse de cuidar a los lamanitas.

HODGES: Tengo una pregunta más, dando la vuelta a algo que dijiste antes sobre Enos, que vio algunas debilidades o imperfecciones por su parte. Una de las cosas que demuestras es su animosidad o enojo hacia los lamanitas, como ejemplo de su debilidad. Quiero preguntar, no ves a Enos aquí como persona perfecta, lo ves con algunos prejuicios que ya has descrito, y algún enojo. En vez de regresar a lo que son los prejuicios y enojos, quiero escuchar sobre examinar debilidades en general.

He escuchado en la escuela dominical de personas que no siempre son cómodos con un profeta del Libro de Mormón—que debemos hablar de las debilidades de un profeta del Libro de Mormón o pasar más tiempo en eso. Estoy interesado en escuchar tus pensamientos hacia eso.

HARRIS: Enseño a la escuela dominical ahora, entonces encuentro estas experiencias también en mi barrio. Si intentamos encontrar debilidades y decir, “Mira, allí está” y sentir algún triunfo con eso, claro que eso no ayuda.

HODGES: ¿O utilizarla para rechazar a la persona?

HARRIS: Verdad, o decir, “Mira, no es válido.” Para mi, ver a la humanidad—la cual incluye las debilidades y las vulnerabilidades y las imperfecciones de alguien como Enos—me da mucha más esperanza que Dios puede hacer algo conmigo. Conozco mis propios problemas. Conozco mis propios retrasos, y si Dios puede asegurar un convenio por medio de alguien hacia un pueblo y si a la persona que aún no parece gustarle completamente, entonces quizás mis esperanzas imperfectas e intenciones de amar a otros pueden hacer algo.

El libro de Jarom

HODGES: Esa es Sharon J. Harris. Tiene certificados de la Universidad Brigham Young, la Universidad de Chicago y la Universidad Fordham. Estamos hablando de su nuevo libro, Enos, Jarom, Omni: Una breve introducción teológica.

Seguimos con Jarom, el libro más famoso del Libro de Mormón, el Libro de Jarom, por el cual todos han esperado. Pero haces una observación interesante aquí, que “lectores pueden aprender mucho sobre Jarom por lo que no incluye.”

HARRIS: Cierto, aquí es el libro más corto en el Libro de Mormón. Entonces es fácil decir que allí no hay mucho. Pero si buscas lo que no está allí, diría mucho. Una de las cosas que Jarom hace al principio es que dice “Creo que lo que se ha escrito es suficiente, entonces no voy a explicar mis profecías y revelaciones” Y si miras de cerca como lo explica, sugiere que tiene profecías y revelaciones que se puede comparar con los más fuertes, y solo dice, “¿Sabes que? Hay espacio limitado en las planchas y ha estado cubierto.” Y es feliz de abstenerse y retrocederse, aun al fondo, como profeta, en el servicio a lo que necesitan cumplir las planchas.

HODGES: ¿Quizás despojándose?

HARRIS: Sí, exactamente.

Tema de inmundicia

HODGES: Una de las cosas que notas es el término “inmundicia” no está en Jarom. Otra vez, otra cosa que no había notado hasta que leí tu libro.

HARRIS: Eso fue muy interesante encontrar. Utilizo un poco las ideas de Joe Spencer, y Deidre Green hablan de eso en su volumen también. Lo que encontré es que la palabra “inmundicia” aparece en todos los registros de estos autores hasta llegar a Jarom. Y mirando la historia de este mundo parece venir de la visión de Nefi, ve un río de agua inmundo.

HODGES: Lo que Lehi había dicho—

HARRIS: Lehi no dijo que era inmundo, solo vio el río. Y el ángel le muestra este río inmundo mientras Nefi está mirando a los lamanitas destruir su propia posteridad. Parece ser algo como la voz de un lector. Empieza asociar este río inmundo con los lamanitas. Explica mas detallado y se puede ver cómo sucede. Pero recuerda, él ya ha asociado los ríos con Laman porque es el nombre del río donde se pararon poco después de empezar su viaje en el desierto.

Entonces parece empezar juntar esta idea de ríos y agua e inmundicia con Laman. Y cuando regresa de la visión, se encuentra con sus hermanos discutiendo sobre qué significan las escrituras—lo cual está en 1 Nefi capítulo 15. Está cansado, y no sé si sienta lástima por sí mismo, pero es especialmente triste porque ha visto la destrucción de su pueblo. Entonces toma un minuto para recuperarse y después va y habla con sus hermanos y quieren saber el significado de este sueño, que Lehi ha tenido. Y claro, Nefi tuvo su propia versión de esta misma visión, y lo explica a ellos, y parece que lo entienden y da sentido a todo.

¿Y después los hermanos le preguntan “entonces qué hay del río que vio a nuestro padre?” y Nefi, parece provocarlo, que es inmundo, y es infierno, y es donde vas a ir si no se arrepienten, básicamente.

Y parece que este inmundo e inmundicia vuelve a asociarse con los lamanitas en lo que hoy día quizás llamaría de manera racial. Es un insulto. Es epíteto. Los crítica de una manera—hay mucho desprecio en esta palabra. Cuando Jacob la utiliza, creo que de hecho la utiliza contra los nefitas. Dice, “aborrecéis a los lamanitas por su inmundicia”, como si fueran citas de susto, pero “sois peores que ellos porque no aman a vuestras familias.”

Entonces se puede ver la manera en que los profetas han utilizado esta palabra. Y Enos, cuando termina su lista de problemas con los lamanitas, termina con la idea de inmundicia. Inmundicia ni se encuentra en Jarom. Jarom parece decidir que no va a ir allá, y solo lo deja, aunque todos los otros registros encargados antes que él hablaron de ella de alguna manera.

HODGES: ¿Y porque lo dejo?

HARRIS: Creo que decide que no va a tener este tipo de animosidad, que no va a perpetuar este tipo de animosidad hacia los lamanitas. No sugiere que es amiguito de los lamanitas; pero parece especialmente preocupado con los nefitas, incluyendo sus guerras con los lamanitas. Pero no va a caracterizar a este pueblo de manera despectiva. Eso, creo, parece encontrar innecesario.

Evangelio de prosperidad

HODGES: Otra cosa que hace tu análisis de Jarom, es que exploras la manera en que Jarom parece cuestionar una asunción general de los nefitas que hay un convenio que hace que Dios repita por varios otros autores—“si guardáis los mandamientos, prosperáis en la tierra” Y el problema de este tipo de promesa es que se puede interpretar en reverso, es decir si se próspera económicamente o de alguna otra manera, entonces ha sido recto, lo cual es un poco diferente. Entonces habla acerca de cómo Jarom cuestiona esto.

HARRIS: Jarom parece realmente llevar al corazón las profecías de sus antepasados, incluyendo a Enos, que, si uno no es un nefita recto, si no está recto, será desterrado de la tierra. Y no toma como una aceptación sólo porque están prosperando o solo porque—Jarom explica algunos de los desarrollos tecnológicos del pueblo en este momento. Pero no indica, para él, algún tipo de rectitud.

El inverso de eso puede ser que si alguien no está prosperando económicamente, entonces no son rectos. Parece que él quiere ser muy cuidadoso—Lo único preocupante es si estamos guardando los mandamientos o no. Y demuestra un número de leyes—¿lo están guardando? ¿Están intentando guardar sus convenios de esta manera? Y usan mucha severidad. Habla de los maestros y líderes de la gente extendiendo la mano, animando, y suena como, con alguna severidad, la gente recuerda ser recto. Porque lo ve como “si no, seremos destruidos.” Lo ve como parte de su propia supervivencia.

HODGES: Entonces hay una crítica de la mentalidad del evangelio de prosperidad aquí. Pueden escuchar la entrevista de Kate Bowler en el podcast, de hace un tiempo.

HARRIS: Es uno de mis favoritos.

Tema del paso del tiempo 

HODGES: Sí, me cae muy bien ella.  Entonces otro tema que tocaremos aquí en Jarom es el tiempo—en el paso de los años. Los encargados de registrar realizan un seguimiento y hay esperanzas para la venida de Cristo. Pero también hay un problema porque tienen un sentido que Cristo no va a venir mañana. Están entre tiempos. ¿Qué encuentras en Jarom cuando piensas en su relación hacia el tiempo?

HARRIS: Para mi, esta es una pregunta muy importante, y creo que es fácil pasar por ella. ¿Ósea, cuantas películas de apocalipsis hay? ¿Cuántas historias tenemos del fin del mundo? Lo encontramos muy interesante.

HODGES: ¡Algunas aún son buenas! [se ríe]

HARRIS: Algunas aún son buenas. Recomendaría la breve introducción teológica de Adam Miller, investiga este patrón. Que está en el libro Mormón. Pero también enfocamos en el principio de las cosas, los principios y los fines de cosas que ocupan mucha de nuestra atención.

Y es emocionante que haya una conversión nueva o un cambio nuevo para totalmente involucrarse con entusiasmo por el discipulado o el evangelio o lo que sea. O si se puede ver que este fin viene, nos sentimos muy motivados para orar y recordar a Dios e intentar ser como creemos que debemos ser.

HODGES: Poner el aceite en nuestras lámparas

HARRIS: Exacto. Cierto, vamos a estar listos. ¿Pero si tienes este lapso de semanas y meses y años donde parece que nada pasa y no están seguros si algo viene, como mantener fidelidad en eso? Y creo que es la pregunta que hace el Libro de Jarom para nosotros. Y no es fácil contestar. Requiere mucha disciplina; requiere mucha devoción personal cuando nadie nos mira.

Es lo que hace Jarom—abstiene de usar la palabra inmundicia; abstiene de compartir sus propias profecías. No se preocupa de cómo será su reputación. Y, como lo veríamos, su reputación no ha sido muy fuerte. Pero parece estar al servicio de lo que es realmente importante aquí. Y no sé, pues sabemos que estamos en la última dispensación, pero no se cuan temprano sea el fin del tiempo, y creo que podemos aprender mucho de cómo podemos perseverar y ser fieles y fiables y amables y vivir el convenio cuando estamos en el medio.

HODGES: Es tan interesante, porque tantas personas del Libro de Mormón se convierten en modelos para nosotros. Y es una de las razones por lo cual esperamos que fueran más mujeres. Y afortunadamente, las mujeres también pueden seguir los ejemplos de los hombres. Pienso en Nefi como este ambicioso valiente y fuerte que va y hace y guarda los mandamientos y es audaz y en ocasión lamenta sus propias debilidades. Jacob es esta figura marginal nacido en el desierto, nacido en tribulación cuyo corazón se apaga para aquellos que están oprimidos y se preocupa mucho de eso, personas pueden identificarse con esto. Pero no hubiera pensado que Jarom cabría en esta categoría de personajes ejemplares. Pero creo que hay muchas personas afuera quienes hacen su trabajo, mantener sus cabezas abajo, tratan de hacer lo correcto, tratan de mejorar las cosas, pero estos son héroes anónimos. Estos tipos de personas que están detrás del telón hacen que el trabajo se cumpla. Entonces probablemente hay muchos Jaromes.

HARRIS: Absolutamente, pues creo que es lo que sostiene la iglesia y el trabajo general del mundo. Para citar a Frozen 2, “Solo haces la próxima cosa correcta, y sigues haciéndola”

El libro de Omni

HODGES: Hablemos de Omni, Como tú lo notaste, el Libro de Omni tiene más autores individuales entre ello que en cualquiera otro libro del Libro de Mormón. Entonces tenemos una serie de estos autores. Cubre ciento cincuenta años en un espacio muy pequeño. Jacob capítulo 5 es más largo que todo el Libro de Omni.

HARRIS: En versículos, sí. Setenta y dos versículos.

El libro de Chemish

HODGES: De hecho, tu sección entera, sí, tengo setenta y dos versículos. Entonces son los libros pequeños que cubren un gran espacio de tiempo. Mientras leer tu libro—saludos a Chemish, me siento mal que aún no sé pronunciarlo.

HARRIS: Dices “Chemish” y yo diría “Kemish” y lo suspendemos todo.

HODGES: Exacto, no pensaba “Kemish” hasta que te escuché decirlo. Me imagino que uno podría revisar la, hay una guía de pronunciación en una de las primeras ediciones. Pero está aún fue conjeturada.

HARRIS: Estás en lo correcto, ¿quién sabe? Utilizaban el alfabeto de Deseret.

HODGES: Estás en lo correcto, entonces quien sabe exactamente. De todos modos, está allí, saludos a Kemish o Chemish, el hombre quien básicamente dice, “Pues, no sé de esto. Soy hombre. No sé lo que estoy haciendo. ¿Voy a pasarla, está bien? Hice lo que tenía que hacer. Soy un hombre de guerra.”

HARRIS: Y parece no tener ninguna expectativa de que iba a recibir estas planchas. Pues, es el hermano de Amaron. Te hace preguntar ¿por qué Omni no las pasó a Chemish en primer lugar? ¿Por qué Amaron no podía pasarlas a otra persona? Es poco claro.

HODGES: Verdad, y nunca sabemos. ¿Tienes especulación? No está en el libro, entonces sería pura especulación.

HARRIS: Pues, me pregunto si al fin Chemish—quizás es un poco malhumorado, pero quizás es la persona más fiable para pasar el registro. Y Amaron está mirando, si no tenía hijos, o no sentía que podía pasarlas a ellos, o algo.

Tema de Contención

HODGES: O es la única fuente de transmisión viva, o algo así. Es muy interesante. De cualquier modo, tenemos la oportunidad de conocer a estas personas y las conocemos muy rápidamente.

Pero notas que la contención es un tema clave en este capítulo, contención. Prestas mucha atención a las maneras específicas en cómo se utiliza este término en el libro. Hoy, cuando veo este término, estoy propenso a solo pensar en peleas o desacuerdos. Algo de una discusión hasta llegar a golpes, y vemos esto más tarde en El Libro de Mormón. Encuentras algunas maneras específicas y particulares en cómo se utiliza este término a cuál creo que debemos prestar atención.

HARRIS: Esto fue un estudio muy interesante para mi también. Porque crecí con memorias de muchas lecciones de la escuela dominical, y aun muchas lecciones de la noche de hogar y este tipo de cosas, hablar de como no podemos tener contención. Y antes era una escritura de “dominio de escritura” que la contención es del diablo. El espíritu de contención es del diablo.

HODGES: “No permitiréis que vuestros hijos contiendan unos con otros”

HARRIS: Cierto, no para nada. Y se vuelve en este tipo de cosas que evita contención, por algunas personas, que tienen mucho miedo de ella.

HODGES: Y piensan en ella como sentimientos agitados entre personas, ¿verdad?

HARRIS: Creo que debemos tener mucho cuidado para decir que la contención no es lo mismo como conflicto. No son iguales. Especialmente cuando se mira la manera en que se utiliza en el Libro de Mormón. Entonces cuando empecé a ver todos los distintos usos de la palabra, hay alrededor de ochenta y ocho.

HODGES: Es más de lo que yo hubiera pensado.

HARRIS: Es mucho, ¿verdad? Siempre tiene que ver con un altercado social o comunal de algún modo. No es solo conflicto, parece involucrar la posibilidad, si no la actualidad, de guerra. De daño físico, de violencia física. Y que el espíritu de contención que involucra violencia o daño físicos hacía otros, especialmente de manera comunal, este espíritu es del diablo.

HODGES: ¿Entonces no lo vemos en Nefi? ¿Cuándo Laman y Lemuel golpean a Nefi?

HARRIS: Quizás digan “ellos contienden”

HODGES: Sería físico—

HARRIS: Cierto, incluye violencia física, y en la mayoría de los casos, de hecho, me haces pensar, tendría que revisarlo y buscar en el registro de Nefi, pero en la mayoría de casos es una violencia comunitaria. Y eso, tú sabes, hay muchas más personas implicadas, y su seguridad implicada en esto cuando tienen una discusión en la mesa.

HODGES: Y no es decir, “hola a todos, pueden tener peleas verbales con todos.” [se ríe]

HARRIS: Verdad

HODGES: Pero es decir prestar atención de cómo El Libro de Mormón usa este término.

Quiero notar otra vez que intentan hacer estas introducciones teológicas al Libro de Mormón, lo cual es realmente prestar atención, mucha atención, a las palabras que usa el Libro de Mormón y cómo las usa. Y si el lector aprende hacer esto, de verdad hay algunas percepciones maravillosas, interesantes, a veces difíciles que se puede recibir.

HARRIS: Cambió la manera que lo entendía toda mi vida. Vale notar, que las escrituras que hablan más directamente de desacuerdo y conflicto entre familia y, viene de Benjamín, su discurso. “No permitiréis que vuestros hijos contiendan y riñan unos con otros.” [La traducción de ingles de este versiculo usa la palabra “fight” la cual se puede traducer como “luchan” o “pelean” en vez de “contiena.”]

HODGES: Oh, entonces aun lo dije mal en una pregunta anterior. ¿Escuchaste eso?

HARRIS: Cierto.

HODGES: ¿Entonces no usa contención allí? Interesante.

HARRIS: Cierto, usan “contiendan y riñan”

HODGES: Entonces no hagas eso tampoco. El Libro de Mormón es claro.

HARRIS: Pues, quiero hacer este punto también. Intente decir esto en el capítulo de Omni, la pelea y disputas entre hermanos, en la familia de Lehi y Sariah termina con contenciones nacionales. Y debería decir que muchas veces la palabra “contención” aparece con la palabra “guerra”. Guerras y contenciones. Entonces hay un riesgo muy grande con peleas o riñas familiares. Pero el riesgo es que se puede convertir en una contención colectiva.

Transferencia de registros y obligaciones de convenio

HODGES: En el libro de Omni, vemos el cambio en un ritmo rápido— más rápido que cualquier otro tiempo en el Libro de Mormón. Vemos cambio, cambio, cambio. ¿No crees que es solamente cronología? Ves algún significado en eso. Cuando haces un enfoque teológico, ves que hay algún significado en este acto muy sencillo de la transferencia. ¿Qué notas en esto?

HARRIS: Sí, esto empezó porque ambos Jarom y Omni empiezan su registro con, “Estoy guardando los mandamientos de mis padres y estoy escribiendo en estas planchas para pasarlas para que se mantenga nuestra genealogía. Me llama la atención porque es exactamente el opuesto del propósito que parece que Nefi tiene en mente. Dice, “Tenemos las planchas grandes que son una historia del pueblo. Estas planchas, estas planchas pequeñas son para cosas más sagradas.”

Y entonces, si solamente estamos pensando en algún tipo de árbol familiar de engendró, engendró, engendró, ¿porque serían en estos registros? Especialmente para cuando llegamos a Jarom y Omni, tenemos espacio limitado y son designados para propósitos espirituales.

HODGES: ¿Y a veces se mueven lateralmente de diferentes maneras?

HARRIS: Cierto, y es interesante. Porque la manera en que las planchas se pasan promulga e ilustra lo que es el convenio del Libro de Mormón. Y es que van de generación a generación, y a veces van en línea recta, verdad, de padre a hijo. A veces se pasan lateralmente, como a un hermano como Chemish, o Jacob. O a un colega, como cuando las enviaba al rey Benjamin. Y, de cualquier modo, si se va en línea recta y lateralmente por el tiempo, creas una red que involucra una familia entera.

Y aún no tiene que estar en una familia tradicional para estar en esta red—es la belleza de estos eslabones laterales, que no es solamente para la gente que tiene familias ideales o tradicionales. Puede ser para personas que sean solteras, o no tengan hijos, o que no puedan cuidar de otros, o lo que sea, permite abarcar a todos en la familia de Dios.

Consejo para hacer el estudio de las escrituras más enriquecedor

HODGES: Esa es Sharon Harris. Estamos hablando hoy de su nuevo libro, Enos, Jarom, Omni: una breve introducción teológica. Es parte de la serie de breves introducciones al Libro de Mormón del Instituto Maxwell. Se puede aprender más sobre la sería en nuestro sitio web. Naveguen a mi.byu.edu/brief, y hablare un poco al final, tenemos muchas preguntas sobre cuando salen volúmenes particulares y como es el proceso. Entonces creo que valdría hablar un rato de eso con nuestros lectores.

Pero antes de hacer eso, hablemos de algunos consejos para lectores del Libro de Mormón. En preparación para la publicación de estas series, el Instituto Maxwell invitó a muchas personas diferentes a leer por medio de los manuscritos y ofrecer sugerencias a los autores de cómo hacerlos más atractivos, quizás como hacerlos más accesibles y comprensibles. Cuando uno trabaja en la academia, puede ser fácil involucrarse la jerga y—

HARRIS: Hablamos mucho con nosotros mismos—

HODGES: Sí, hablamos mucho con nosotros mismos, y no de sentido de superioridad, solo son estos círculos donde uno corre. Pregunté a algunos de estos lectores, que habían leído tu manuscrito, y algunos son estudiantes aquí de la Universidad Brigham Young, algunos son asistentes de oficina que trabajan con nosotros. Les pedí sus ideas mientras me preparaba para esta entrevista, y uno de ellos me mandó un correo electrónico, y me encantó tanto que creo que solo voy a leerlo. Y voy a pedir disculpas de antemano porque es muy laudatorio, entonces si te sientes, a veces se puede sentir un poco incómodo

HARRIS: Me prepararé

HARRIS: Entonces hay alguna adulación aquí, pero lo que describe es muy interesante, aquí está el correo, dice, “Mientras leía los ‘libritos pequeñitos’ de Sharon, me maravillaba constantemente su habilidad de relacionar la experiencia de los escritores del Libro de Mormón a las experiencias de personas como yo en la Iglesia. Creo que su escritura me permitió ver cada uno de estos escritores de manera más íntima y establecer una relación empática con ellos. Se volvieran reales para mi. Entonces, mi pregunta a Sharon sería, ¿Cuál fue el proceso de entrar realmente en la mente de los autores del Libro de Mormón? ¿Qué consejos tendría para sus compañeros lectores del Libro de Mormón para relacionar de manera personal a las experiencias de los autores sin intentar hacerlos exactamente como sí mismo?

HARRIS: Es una pregunta muy buena. Pues, creo que podría hablar del proceso de preparación de este libro. Intenté empezar temprano, darme tiempo a mi misma, e intenté darme secciones pequeñas. Porque tenía muy pocos versículos para investigar, tenía este lujo de tomar como tres a cinco versículos en ese tiempo, leerlos con mucho cuidado y después pensar sobre cualquier pregunta que podía sobre ellos. Y después escribí. Si lo pienso o solamente lo leo no es tan eficaz para mi en realmente afirmar mis pensamientos como si lo escribo.

Para ser completamente sincera, el número de palabras que escribí es fácilmente más que el doble de las palabras en el libro. Porque había mucho tiempo para pensar y escribir estas cosas.

HODGES: Será una edición del corte del director.

HARRIS: ¡No lo querías, lo prometo!

HODGES: Trescientas páginas sobre los “libros pequeñitos”

HARRIS: Quité la basura, espero.

HODGES: Pero dice algo del proceso, ¿verdad? Quiero decir, es lo que es el estudio de las escrituras. Parte de ello no será incluido, ¿verdad?

HARRIS: Sí, pues escribir es trabajo. Entonces puedo decirme, “Oh, sé lo que estoy pensando de eso.” Pero primero, no quedará conmigo, y segundo, no lo sé claramente, pero lo sabré al escribirlo. Entonces fue mucho de esto.

Pero para ser completamente sincera, siento que trataba y trataba y escribía en círculos. Y después tuve un día de iluminación, y todavía puedo recordar que fue en mayo, cuando dije, ¿“Sabes que? Voy a escribirlo como si estuviera escribiendo un discurso para la reunión sacramental para un barrio amado en la ciudad de Nueva York.” Es donde hice mis estudios de posgrado. “Voy a escribirlo al barrio Inwood Primero.” Y mientras pensaba en esas personas y como a ellos les gustaría escucharlo, y como nos conocemos y me conocen, ¿cómo podría comunicarme con ellos? Y solo cayó en su lugar. Así es como encontré la manera que expresar las ideas que encontré por este libro.

HODGES: Guau. También estoy triste de escuchar eso, porque sé que había una decisión editorial al principio del proceso—oidores, espero que no sea terriblemente aburrido, pero cuando te sientas a crear una serie, hay muchos tipos de preguntas donde tienes que sentarte y pensar. Entonces Spencer Fluhman, Phil Barlow, Doug Thomas el diseñador, Kristine Haglund, y todas estas otras personas que están involucradas en el proceso e intentan decidir cómo será el formato del libro. ¿Vamos a tener este estilo de contenidos? ¿Vamos a tener una página de reconocimientos? ¿Vamos a tener una página de dedicación? A veces las personas abren un libro y ven esta buena línea itálica que dice, “Para mi madre,” o “Para Bethany,” o algo así. Supongo, que si tuviera la oportunidad quizás hubieras dado gracias a tu barrio en una página así.

HARRIS: Es verdad, ¡supongo que van a tener que recibirlo en el podcast!

HODGES: Sí, los editores decidieron. Pero solo en caso, por la falta de paginas de dedicatorias, mantener una apariencia para las series y ese tipo de cosas, ¿como se llama el barrio otra vez?

HARRIS: Barrio Inwood Primero

HODGES: ¡Saludito al barrio Inwood Primero!

HARRIS: Sí, amo ese lugar.

HODGES: Y si quieren, miembros del barrio Inwood Primero, pueden escribir sus propios reconocimientos a sí mismos en la primera página de sus libros.

HARRIS: Cierto.

¿Que es una introducción teológica?

HODGES: Entonces, para terminar, ¿quería preguntar—y lo hemos mencionado durante la entrevista—pero quiero preguntarte que piensas que es una introducción teológica? Has escrito un libro con el subtítulo. ¿Qué es una introducción teológica? ¿Y cómo pueden los miembros de la iglesia, y otros que están interesados en leer las escrituras de manera teológica involucrarse en este estilo de leer por sí mismos?

HARRIS: Creo que una introducción teológica, y hemos intentado hacerlo en esta serie especial, es realmente fiel y leal al texto. E incluye leerlo y no presumir que ya sabes lo que dice. Enos es muy familiar o Jarom se siente como si nunca hubiese encontrado algo allí antes, entonces si fuera a leerles de la manera en que siempre los he leído, voy a olvidar cosas.

Pero si miro al texto y busco por ecos, cualquier conexión, y después tomarlo muy sería y realmente creer que tiene algo para enseñarme, creo que es donde empieza. Y después en el proceso de tomarlo en serio y encontrar esta comunidad—como vimos con Enos, que cita a otras escrituras en su devoción y oración personal. Y sentir que eres parte de una comunidad de personas que han buscado a Dios por generaciones. Este tipo de caridad y este tipo de cuidado y este tipo de ser parte de esta empresa y buscar a Dios juntos. Es lo que maneja la teología.

Estado de la serie BIT

HODGES: Esa es Sharon J. Harris, nos acompañó hoy aquí en la Universidad Brigham Young. Es profesora asistente de ingles aquí en BYU y estudia la literatura moderna temprana. Y es la autora de Enos, Jarom, Omni: una breve introducción teológica. Es parte de la serie de breves introducciones del Libro de Mormón del Instituto Maxwell. Pueden aprender más de esta serie en mi.byu.edu/brief.

Como prometí, tomaré un momento aquí, sin guión, no lo he planeado porque Sharon y yo estábamos hablando de eso antes de que empezara la entrevista. Ella preguntaba sobre donde estaba su libro en el proceso. Y es una pregunta que hemos recibido de muchas personas.

Originalmente planeamos y esperamos que la serie apareciese más temprano en el año, por enero, por cuando La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos días empezaron sus lecciones de la escuela dominical, las lecciones de Ven, Sígueme sobre el Libro de Mormón. Entonces la esperanza fue que podríamos empezar a lanzar estos libros en enero, febrero, y lanzarlos periódicamente hasta el verano cuando todos estarían listos.

Cuando escuché esta proyección el año pasado pensé que era muy optimista, pero pensé que era posible, pero que requeriría que todo cayera en su lugar para cumplirlo. Y como ocurre muchas veces en publicar, no es como pasó. Hay muchas logísticas, no solamente las personas que escriben los libros, sino que tenemos que editar y corregir y hacer la revisión. Revisiones basadas en las reacciones de lectores y cosas así. Entonces tomó más tiempo de lo que esperábamos.

Y después se tiene que componer el libro. Y tenemos un tipógrafo fantástico, Doug Thomas, aquí en la Universidad Brigham Young, que hace trabajo de diseño fantástico. Cuando se siente el libro en sus manos y es un libro que solo se quiere agarrar, es artefacto en sí mismo y realmente queríamos eso. Fue importante en la serie, por nuestro amor por el Libro de Mormón, con tanto cuidado que podríamos posiblemente dar. Y entonces, el diseño, en mi opinión parcial, es fenomenal. Y tomó mucho tiempo para alcanzar estos detalles.

Entonces, por la manera en que todo terminó, tenemos varios impresores. Tenemos un impresor que hace la portada, tenemos un impresor que hace las páginas. Y a veces cuando se imprime, hay contratiempos, lo cual tuvimos con Primer Nefi. Tuvimos un problema al imprimir que nos empujó hacia atrás varias semanas.

También no es solamente finalizar todo eso, se ocupa de la distribución, y llevar los libros a las personas. Y con Amazon y Deseret Book siempre es difícil medir si todo va a funcionar como se quiere. Entonces muchas personas ordenaron a Primer Nefi con anticipación, esperándolo en febrero y ahora están recibiendo notificaciones que no va a llegar hasta abril. Y esperamos que eso no sea verdad. Esperamos que sea un error por la parte de Amazon—no se, todavía lo estamos investigando. ¿Pero las preguntas que recibimos ahora son, “Cuando se lanza Segunda Nefi?   “Cuando se lanza Jacob?” “Cuando se lanza los libros pequeñitos?” Pues, la respuesta a esa pregunta es, ¡no tenemos fechas fijas!

Quiero pedir disculpas por las esperanzas perdidas. Nos sentimos decepcionados también, y queremos compartir su decepción. Para los que ordenaron con anticipación y no recibieron al tiempo que esperaban, nos sentimos igual. Pero también estamos dedicados en tenerlo tan correcto como sea posible. En tratar al Libro de Mormón con la cantidad de amor y respeto que tenemos por ello, que eso se refleja en nuestro trabajo. Quería solo tomar un momento y avisar a los escuchadores sobre esto. Entonces, la respuesta a esa pregunta tan grande, ¿cuándo se lanza cualquier volumen particular? La respuesta es: no sé.

Que le enseñaron a Sharon estos libros 

HODGES: Ok, pues hice que Sharon se sentara durante eso porque tengo una pregunta más para ella. La llamaría una pregunta injusta. Pero creo que es una pregunta interesante, espero. ¿Y es, como trabajar en este libro te cambió como persona? Y la razón por lo cual es un poco injusto es que quizás no te cambió de manera muy grande. Entonces tu respuesta quizás no parecería muy impresionante. Pero he encontrado que cuando personas se involucran tan profundamente en un proyecto así, reciben algo nuevo de ello y se sorprenden. Entonces es lo que busco—sorpresa. ¿Te sorprendieron Enos, Jarom, y Omni—libros que has leído muchas veces antes?

HARRIS: En tantos niveles este proyecto ha sido un gozo. No lo vi venir; no esperaba que fuera algo en lo que trabajaría el año pasado. Y ha vuelto este año en uno tan memorable. Empezaré con los efectos auto interesados y parte de eso es que me da experiencias al escribir un libro muy rápidamente, lo cual es una experiencia muy buena para tener. Y puedo sentir que me ha ayudado a escribir e investigar de varias maneras. Estoy agradecida por eso en esta manera práctica.

También cambió a nuestra familia. Mi esposo Edje Jetter ha sido un apoyo enorme por todo esto. Ha leído cada página conmigo y lo ha repasado y hemos hablado de ello juntos. Nos ha acercado a dedicarnos al texto, y ha sido maravilloso.

Pero en términos de lo que me ha sorprendido, pues, he amado al Libro de Mormón por años. Y tengo una convicción de que si se pone manos a la obra y realmente ve lo que se puede recibir de ello, nunca se decepcionan. Y ha nacido de nuevo por medio de esto. Pero diré que para mi, ver estos “libritos pequeñitos” en el orden de Mormón y el orden de dictación como el fin del Libro de Mormón, ¿porque tomaríamos estos pequeños testimonios y tenerlos como palabra final del Libro de Mormón entero? Este movimiento de llevar registros, juntar a familias aun si su contribución es pequeña y parece no tener significado, hace que la cosa entera sea posible. Si cualquier de estos escritores en Omni no hubiera seguido adelante, no lo tendríamos. Es testimonio para mi de cuan poderoso nuestras contribuciones individuales son y cuánto dependemos de unos a otros. Aun si no nos hemos conocido, aún si venimos de diferentes épocas y lugares distintos de la tierra. Me ha hecho sentir comprometida a esta familia entera de Dios en el convenio.

HODGES: Gracias Sharon. Eso fue muy bueno. Disfrute del libro y no puedo esperar que las personas lo lean. Gracias por hablar de ello.

HARRIS: Gracias por invitarme.

* * *

HODGES: Gracias por escuchar otro episodio del podcast del Instituto Maxwell. Si no lo han hecho ya, van a querer regresar y escuchar a Joe Spencer sobre Primer Nefi y Terryl Givens sobre Segundo Nefi y Deidre Green hablar de Jacob. Puse una lista muy exhaustiva de respuestas a preguntas más frecuentes en nuestro sitio web—mi.byu.edu/brief.

Miremos la reseña reciente del podcast. Esta es de Miah Scanlan, pido disculpas, no estoy exactamente seguro en cómo pronunciarlo, quien nos dio cinco estrellas y escribe, “El Instituto Maxwell hace algo de la obra escolar más importante entre la iglesia hoy. ¡No se lo pierda! Será verdaderamente elevado y edificado.”

Gracias, Miah. Y al resto de ustedes, tenemos millones de personas escuchando ahora, pero solamente alrededor de 360 reseñas en Apple Podcasts. ¡Es tiempo! Si les encanta algo, deberían decirlo. Digan a los creadores de contenidos que les importa por medio de una reseña. Ganarán la oportunidad de escucharme pronunciar su nombre mal al final de un episodio futuro, y eso no se puede superar.

¿También, sabían que estamos en Google Play y Spotify junto a Apple Podcasts y muchos otros buenos lugares donde se encuentran podcasts? Más episodios están por venir, incluso entrevistas con autores de nuestras breves introducciones teológicas del Libro de Mormón.

Hasta la próxima, soy Blair Hodges. Manténganse seguros, saludables, y les hablaré la próxima vez.